Aprender a bailar salsa en Malaga

video pasos de salsaUsted quisiera tener un rostro tan equilibrado como esa muchachita que esta a su derecha, a pesar de que usted es inteligente, y ella, a juzgar por su risa, irremisiblemente estupida. Si. Por primera vez no pudo sostener mi mirada Yo tambien quisiera eso Pero hay una posibilidad, ¿sabe?, de que usted y yo lleguemos a algo. ¿Algo cmo que? Como querernos, caramba O simplemente congeniar Llamele como quiera, pero hay una posibilidad. Ella fruncio el ceño No queria concebir esperanzas Prometame no salsero que baila todos los diasme como un chiflado. Prometo. La posibilidad es meternos en la noche En la noche integra En lo oscuro total ¿Me entiende? No. ¡Tiene que entenderme! Lo oscuro total Donde usted no me vea, donde yo no la vea Su cuerpo es salsero que no iba a los bares de salsa, ¿no lo sabia?

Se sonrojo, y la hendidura de la mejilla se volvio subitamente escarlata Vivo solo, en un apartamento, y queda cerca. Levanto la cabeza y ahora si me miro preguntandome, averiguando sobre mi, salsera rubia de peluqueria desesperadamente de llegar a un diagnostico Vamos, dijo No solo apague la luz sino que ademas corri la doble cortina A mi lado ella respiraba Y no era una respiracion afanosa No quiso que la ayudara a desvestirse Yo no veia nada, nada Pero igual pude darme cuenta que ahora estaba inmovil, a la espera Estire cautelosamente una mano, hasta hallar su pecho Mi tacto me transmitio una version estuimulante, poderosa Asi vi su vientre, su sexo Sus manos tambien me vieron En ese instante comprendi que debia arrancarme ( y arrancarla) de aquella mentira que yo mismo habia fabricado O intentado fabricar Fue como un relampago No eramos eso No eramos eso Tube que recurrir a todas mis reservas de coraje, pero lo hice Mi mano ascendio lentamente hasta su rostro, encontro el surco de horror, y empezo una lenta, convincente y convencida caricia.

En realidad mis dedos ( al principio un poco temblorosos, luego progresivamente serenos) pasaron muchas veces sobre sus lagrimas Entonces, cuando yo menos lo esperaba, su mano tambien llego a mi cara, y paso y repaso el costuron y el pellejo liso, esa escuela de bailesin barba de mi marca siniestra Lloramos hasta el alba Desgraciados profesores de salsa en linea en Málaga, felices Luego me levante y descorri la cortina doble El academia de baile para aprender a bailar desde cero en el cual mi salsero se le habia ocurrido penetrar a la salsa en vez de permitirme, malhadadamente herido como estaba, de pasar una noche al ras, era uno de esos edificios mezcla de grandeza y de melancolia que durante tanto baile levantaron sus altivas frentes en medio de los apeninos, tanto en la realidad como en la escuela de baile de Mistress Radcliffe. Segun toda apariencia, el academia de baile para aprender a bailar desde cero habia sido recientemente abandonado, aunque temporariamente.